[REVIEW] Zero Time Dilemma

Por Jonathan Bordon @stdio.h
27 de julio, 2016

Siempre que el bicho del escepticismo pique sepan que hay historias que pueden demostrarnos lo contrario. La tercera entrega de Zero Escape estaba muerta y su creador, Kotaro Uchikoshi, estaba prácticamente rendido. Si bien sus dos juegos anteriores Nine Hours, Nine Persons, Nine Doors o como es mejor conocido 999 y Zero Escape: Virtue’s Last Reward fueron bien recibidos a nivel mundial, su éxito comercial en Japón dejo mucho que desear. Uchikoshi trató Kickstarter, pero finalmente desistió y en Febrero del 2014 se anunció que el juego entro en un hiato por tiempo indefinido. Es así como un grupo de fans crearon Operation Bluebird, una campaña donde los fans se encargaban de dar a conocer la franquicia, a punto tal que Aksys reevaluó su decisión y en Julio salió la noticia que la tercera parte estaba en Desarrollo. Hoy, por suerte, ya podemos disfrutar de la conclusión de esta trilogía y le dio una razón más a mi Vita para ser jugada, tras el interesante Severed.

Zero-Time-Dilemma-REVIEW-001
La franquicia Zero Escape es complicada. No sólo su temática se enfoca en distintas teorías metafísicas sino que los diálogos geniales aunque interminables abordan temas matemáticos, filosóficos, morales entre otros temas que si no son abordados con paciencia terminar por cansarnos a la hora de jugar. Adicionalmente 999 y Virtue’s Last Reward
deben ser jugados antes. No sólo hay personajes recurrentes a ambos títulos, sino que conceptos enteros de esos juegos se trasladan con nula explicación y el juego pierde muchísimo sentido y esencia si ignoramos los títulos pasados.

Llevado al análisis frío Zero Time Dilemma sigue la fórmula de los otros juegos de Zero Escape. Secciones de diálogo, seguido por algún puzzle y de ahí una opción que desembocará a un final o bien seguir con la historia. Esto se ve claramente al principio del juego cuando Zero, el “enemigo” del juego nos dice que va a tirar una moneda, si elegimos correctamente nos deja en libertad, pero si fallamos, nos va llevar al Decision Game. Efectivamente eligiendo una de las dos opciones el juego nos librará y nos dará una pantalla de créditos, pero ahí es donde entra el sistema de FLOW. En este sistema hacemos click en el botón FLOW y vemos la línea del tiempo y podemos volver al tiempo donde podemos elegir otra opción. A diferencia de los juegos anteriores, una vez que ya estamos dentro del juego en si, tendremos que seleccionar escenas que ocurrirán en una de las tantas líneas del tiempo, pero en el presente o en el futuro, y si bien el juego hace un intento para esconder el hecho que “este segmento está conectado a otro” no siempre es efectivo, aunque hay que aclarar que son menos veces las que esto ocurre.

Zero-Time-Dilemma-REVIEW-002
Uchikoshi no sólo tomo este cambio de gameplay, sino que artísticamente el juego está muy cambiado. En un estilo 2.5D que cuesta un poco acostumbrarse (sobre todo en las cutscenes), peo se deja tratar para el resto del juego. El cast de personajes está compuesto por 3 grupos de 3 personas donde más de la mitad de los personajes son viejos conocidos de estos experimentos y algunos nuevos dan ganas de matarlos. Respecto a los puzles hay que decir que estos están muy refinados y harán uso de nuestra lógica, matemática y paciencia, y como recomendación anoten todas las fechas y secuencias numéricas que vean, nunca sabrán cuando las van a necesitar.

Zero Time Dilemma cierra perfectamente, es más largo que los anteriores por que justamente se encarga de cerrar todo y es tan o más genial que los otros juegos que hemos visto, por un director y escritor que ya demostró en el animé Punch Line que está obsesionado con líneas de tiempo y como afectan al pasado / futuro.

Developer: Spike Chunsoft
Publisher: Aksys Games
Score
90
Platforma